Contacta con nosotros

IRPF: Régimen de Estimación Directa Simplificada

¿Conoces el Régimen de Estimación Directa Simplificada? Es un modelo de tributación del IRPF para autónomos y pymes en que la cuota varía, en función del resultado de la actividad que vas a realizar.

Estimación Directa Simplificada

Te puedes acoger a éste régimen de Estimación Directa Simplificada siempre que:

  • Tu actividad no esté recogida en el régimen de estimación objetiva sistema de módulos (te pusimos la tabla de las actividades que pueden acogerse al régimen de módulos aquí), o hayas renunciado al régimen de módulos.
  • No ejerzas otra actividad que se encuentre en otro tipo de régimen (directo o módulos).
  • El año inmediatamente anterior, el importe neto del conjunto de actividades desarrolladas no supere los 500.000€ anuales.
  • No hayas renunciado a su aplicación.

Es necesario aclarar que siempre que se renuncie a la aplicación de un tipo de régimen, debes permanecer en el nuevo régimen un mínimo de 3 años.

El cálculo del rendimiento neto se calcula conforme a las normas del Impuesto sobre Sociedades (ingresos menos gastos), al igual que en el Régimen de Estimación Directa Normal, salvo con algunas peculiaridades:

  • “Las provisiones deducibles y los gastos de difícil justificación se cuantifican exclusivamente aplicando un 5 por 100 del rendimiento neto positivo, excluido este concepto. No obstante, no se aplicarán cuando el contribuyente opte por aplicar la reducción por el ejercicio de actividades económicas.”

Lo que significa que una factura impagada de más de 6 meses, se sustituye por ese 5% del rendimiento neto en concepto de gastos de difícil justificación o la deducción de 2.000€ que se aplica en la renta de manera automática. Con el mismo caso en régimen de estimación directa o estimación objetiva (módulos) se puede contemplar como gasto.

  • “El rendimiento será reducido en caso de irregularidad y si se cumplen los requisitos previstos será minorado por la reducción prevista en el ejercicio de determinadas actividades económicas.”
  • “Las amortizaciones del inmovilizado material se practican de forma lineal, en función de la tabla de amortización simplificada, especial para esta modalidad”:

Estimación Directa Simplificada

Esto supone no poder amortizar el inmovilizado con cuotas crecientes, cuotas fijas… sólo pudiéndolo realizar de forma constante durante toda la vida del bien como se especifica en la anterior tabla. Por ejemplo, si compras un ordenador superior a 800€ se entiende que su uso no va a corresponder únicamente para el periodo de un año, sino que te aguantará en el tiempo. En este caso, el ordenador se encuadra en el grupo 5 de la anterior tabla con un coeficiente lineal máximo del 26%, lo que significa que si el ordenador cuesta 1.000€ (IVA no incluido) poniendo el coeficiente de 25%, se tendrá en cuenta la deducción de 250€ al año durante los próximos 4 años, es decir unos 20€ al mes que imputaría cómo gasto durante 4 años. Se amortiza en el tiempo, de forma lineal.

Para formalizar el pago de éste impuesto, se presenta el modelo 130 en Hacienda en los siguientes plazos:

  • 1er trimestre: del 1 al 20 de Abril.
  • 2º trimestre: del 1 al 20 de Julio.
  • 3er trimestre: del 1 al 20 de Octubre.
  • 4º trimestre: del 1 al 31 de Enero.

La agencia tributaria establece además, obligaciones contables y registrales:

Actividades empresariales: deben llevarse libros registro de ventas e ingresos, de compras y gastos y el de bienes de inversión.

Actividades profesionales: además de los libros mencionados en el apartado anterior, se llevará el libro registro de provisión de fondos y suplidos.

En términos generales, el régimen de Estimación Directa Simplificada, es en el que se encuadran la mayor parte de los autónomos, debido a que permite en cierta manera ser más consciente de los ingresos-gastos de nuestra actividad, y pagar en función a ello de manera proporcional.

Aún tras lo comentado, cabe destacar que aunque las normas no se han adaptado a la rapidez deseable de la situación económica actual (en general un menor volumen de ventas e ingresos), existen casos en los que compensa optar por el régimen de módulos, ya que la cuota que nos tocará asumir será más baja que la estimación directa o simplificada. Es por esto que te animamos a que valores la situación económica en la que te encuentras actualmente para elegir el régimen que mejor se adecúe a tu momento como autónomo o pyme.

Te ha gustado nuestro post “IRPF: Régimen de Estimación Directa Simplificada?”

Esperamos que éste artículo haya resultado útil para ti, déjanos tus comentarios o sugerencias sobre nuevos temas de tu interés.

Gracias por leernos! Equipo AyudasAutónomos.

¿Te ha gustado el artículo?

Nos encargamos de mandarte las últimas novedades.

0 Spam, nosotros también lo odiamos.

The following two tabs change content below.
Web creada para estar al día de todas las noticias para autónomos y Pymes. Si eres uno de ellos también podrás anunciarte en nuestra web.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies ACEPTAR

Aviso de cookies